__________________________

__________________________

12 feb. 2011

BEHMARAS: EL REY DE LA PARODIA

Dicen que el talento se pega. Tal vez sea una apreciación exagerada, pero de lo que no hay duda es que trabajar junto a una persona competente, o recibir los beneficios de sus enseñanzas, ofrece una gran ventaja.

Traigo a colación un colega que, a pesar de ser contemporáneo, practicar la profesión de periodismo, y especializarse también en el género humorístico, nunca tuve el privilegio de trabajar junto a él. Es más, por breve tiempo lo tuvimos de enemigo –claro, de mentiritas—cuando los semanarios Palante y El Sable, se declararon en guerra.

Si algo lamento es no haber ilustrado algunos de sus magníficos guiones. Pues para mi siempre fue el Rey de la Parodia.

Nos referimos al maestro Behmaras.

Marcos Isaac Behmaras Suárez, nace en Jovellanos, provincia de Matanzas, el 18 de febrero de 1926, hijo de un emigrante turco durante la Primera Guerra Mundial y madre cubana.

Tal parece que los huracanados vientos del ciclón del 26 influyeron mucho en su tormentosa existencia, pues desde los 17 años se unió a las filas de la Juventud Socialista en medio de la cacería de brujas maccarthista de la post guerra.

Sus inquietudes literarias y artísticas lo llevan a integrar el cuadro de comedias de la emisora del Partido, y pronto se destaca por su originalidad. Su participación en el programa “Radio Locura Mil Diez” es decisiva, pero la alegría en casa del pobre dura poco. Pronto la radioemisora del PSP es clausurada.

MIRTHA MUÑIZ, nos cuenta lo que le ocurrió después:

”…En una ocasión Pumarejo le dijo que sus libretos eran muy modernos, muy vinculados a los problemas que no tenían que ver con los objetivos de los anunciantes, y que tal vez, en su opinión, dentro de 20 años servirían, pero que en ese momento no le interesaban...” CARBALLIDO REY, otro testimoniante ofrece esta impresión:

“…Vino a trabajar conmigo para escribir los libretos de Garrido y Piñero, que se trasmitían los lunes y viernes por el Canal 6. Poco después surgió Detrás de la Fachada…”Marcos fue su primer guionista y lo escribió hasta el triunfo de la Revolución…

MIRTHA MUÑIZ:

“...Introdujo en la TV el narrador… “Es un poco la idea del personaje en Detrás de la Fachada que participa, oye, comenta y no se ve por los restantes actores…”

CARBALLIDO REY:

“No conozco ningún escritor aquí en el país, que en la TV haya manejado con esa certeza, habilidad y brillantez tanto los programas de misterio, --de tensión--, como los humorísticos…”

Tras el golpe militar de Fulgencio Batista surgió la protesta popular, las persecuciones y los asesinatos. En medio de las actividades clandestinas que simultaneaba junto con su carrera profesional, se destaca su participación en la creación del personaje “Pucho” para Mella órgano de la Juventud Socialista.

Pero dejemos que Virgilio Martínez Gaínza , quien debutó en la publicación en 1954, y su compañero de batería en la serie nos hable de ello:

VIRGILIO MARTÍNEZ:

“…Ante la posibilidad de ser arrestado yo firmaba la historieta con el seudónimo de Laura…”No conocía al autor del texto… “Como medida de seguridad recibía el guión a través de un correo con todas las explicaciones posibles…”Incluso, en ocasiones a través de ese mismo mecanismo le hacía sugerencias al escritor sin saber quién era. No conozco a Marcos hasta los primeros días de 1959, y mi sorpresa fue extraordinaria porque nunca imaginé que este escritor humorístico de tanto prestigio hubiera sido mi compañero de trabajo en todos esos años…”

En 1959 Marcos Behmaras fue nombrado director de Radio Progreso. Al crearse Radio Habana Cuba en 1961, pasó a ser su primer director, y poco después fue Vicepresidente del Instituto Cubano de Radio y Televisión (ICRT), además de dirigir el suplemento humorístico “El Sable” del periódico Juventud Rebelde.

Nunca abandonó esa duplicidad de funciones, pues de su pluma salieron los tres suplementos con el titulo “Salaciones del Reader´s Digest” en 1960, en cuyos trabajos aparecían sátiras sobre los contenidos de dicha publicación norteamericana que se imprimía en Cuba, y acababa de circular. Además de escribir los textos para la serie “Supertiñosa” con dibujos del propio Virgilio.

El 26 de febrero de ese mismo año la sala El Sótano estrena otra de sus obras paródicas “Tras la Cortina de Bagazo” basada en las aventuras del reportero (SIP ayo) Mike Matraka en La Habana.

JOAQUÍN G. SANTANA:

“Recuerdo su preocupación en los primeros años después del triunfo revolucionario sobre la programación, y la posibilidad de ampliar la red de transmisores de la TV, para que este medio llegara no sólo a las capitales provinciales, sino que se extendiera a todo el país…”

Behmaras se entregó de lleno a estas nuevas tareas tan necesarias para el pueblo. Por eso en noviembre de 1966, Marcos y Enrique Íñigo, dirigentes de la TV fueron a Maisí –el territorio más cercano a Haití-- en labores de preparación para futuros programas que se originarían en la provincia de Oriente, así como opiniones del pueblo sobre la señal que desde año y medio llegaba a esos intrincados rincones.

El 20 de noviembre de ese año, el diario “Granma” daba la siguiente noticia:

“.,.-.Alrededor de las nueve de la noche del miércoles 16, cuando regresaban de Maisí, al cruzar el río Yumurí por el camino de Veguita Prieta a Mosquitero, en el límite entre los municipios de Baracoa y Gran Piedra, desaparecieron los compañeros Marcos Behmaras, Enrique Íñigo y Pedro Sierra, al ser arrastrados por la crecida del río el jeep en que viajaban...”.

La nota de prensa se extendía en detalles del accidente. Publicarla completa alargaría en demasía estos breves fragmentos que en recordación del colega tomamos de la reseña publicada entonces por la sección “Arte y Literatura” de la revista Bohemia bajo la firma de Fernando Rodríguez Sosa. Su título es más que elocuente: “Marcos Behmaras ¿Solo un gran humorista?”

En la crónica hemos seleccionado los testimonios de algunas personas cercanas al querido Behmaras. El maestro del humorismo radial y televisivo Carballido Rey. La compañera de Marcos en su trabajo y en la vida Mirta Muñiz. El poeta Joaquín G. Santana, quien fue además, el segundo director del semanario”Palante” en 1965, y Virgilio Martínez, a quien curiosamente los cultivadores del género bautizamos como “El Duro de la Historieta Cubana”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario