__________________________

__________________________

22 abr. 2017

BRINDIS CON MOJITO



En el trabajo anterior nos referíamos a nuestros hijos putativos aún sin bautizar--el gordo y el flaco--de la tira “!Ay, vecino!” con motivo de su 50 aniversario el próximo 27 de este mes, pero quedó pendiente cierto vínculo con otro emblemático fenómeno cultural en la capital de todos los cubanos. Se trata de “La Bodeguita del Medio” que yo sepa con franquicias autorizadas en diez países—seis de ellas solo en México--y tres más en Cuba: La Habana Vieja, Varadero y Trinidad.
Personalidades de todo el mundo que se han dado cita en dicho establecimiento, plasmaron su firma en las paredes o dejaban algún objeto como recuerdo.
Habanero por los cuatro costados, tampoco he podido desprenderme de su influjo… Una vez jubilado de la prensa a comienzos de periodo especial, varios humoristas gráficos apoyados por la UNEAC nos unimos en el proyecto CARITUR que daba servicio de caricaturas in situ a los huéspedes de diversos hoteles capitalinos, pero a veces colaborábamos con instituciones del exterior que ofrecían ayuda desinteresada contra el férreo bloqueo yanqui--recuerdo entre ellas el Sindicato de la Prensa de L´HUMANITÉ de París. No me consta haber visto nunca al Papa en la Bodeguita, pero… Por alguna razón Hemingway acuñó la frase: "…Mi daiquirí en el Floridita y mi mojito en la Bodeguita…”
Es en ese contexto que realizamos algunas acciones promocionales como el gran retrato del autor de ”El viejo y el mar” en una gigantografía metálica para la fachada del hotel homónimo en la Marina Hemingway; o la caricatura ampliada del gordo y el flaco a varios metros de altura pintada casi en el techo de uno de los salones de “La Bodeguita del Medio”, para desearles bon appetit a los comensales.
Poco después tuvimos la presencia en Cuba de una delegación de caricaturistas norteamericanos representantes de la Fundación SCHULTZ en California, con la viuda de ese gran humorista autor de Peanuts al frente de ellos.
He aquí constancia fotográfica de aquella histórica visita en la cual el grupo posó junto al autor y su obra.
Brindo pues junto a ellos y mis fieles vecinos con un sabroso pero hipotético mojito por los 75 años de añejamiento en el número 207 de la calle Empedrado en la Habana Vieja.
Pero si regresamos en el tiempo, veremos cómo el 26 de abril de 1947, abría sus puertas una humilde tienda de víveres, conocidas popularmente como bodegas. Poco a poco Ángel Martínez un humilde guajirito de Vueltas en Las Vilas, pero dotado de una fértil imaginación y más voluntad aún, dotó a su establecimiento de ciertas características, para irlo transformando en un restaurant-bar con ofertas especiales como aquel mojito de tierra adentro, comidas y postres criollos, y así diferenciarlo de las fondas de chinos que abundaban en la capital.
Lo curioso es que estos establecimientos se ubicaban por lo general en cada esquina, pero en este caso su dueño,--Martínez—escaso de fondos, solo podía establecerse a mitad de cuadra, colindante con la imprenta de Felito Ayón.
Este accidente geográfico tuvo mucho que ver con los éxitos de La Bodeguita pues la cercanía del taller tipográfico de Ayón, logró captar una clientela sui generis´.
Allí acudía por entonces la flor y nata de la bohemia cubana, acostumbrada a esperar sus impresos--entre trago y trago, algún bocadillo acompañante o enconadas partidas de cubilete--mientras músicos como Ñico Saquito o Carlos Puebla amenizaron sus sesiones, donde descollaban autores que pueden considerarse los fundadores de tan alegre congregación como Guillén, Kuchilán, Carpentier, Mariano o Portocarrero, y muy especialmente uno de ellos el joven--Ramón Guerra—sustituto por entonces de José Zacarías Tallet en la popular sección “Gazapos” de BOHEMIA.
Ariguanabense de origen, periodista de oficio y propagandista por cuenta propia, bajo la máscara de Mongo P. fue la persona escogida por la compañera Alioska Morejón Pineda para realizar el documental histórico ”Brindo por todo lo criollo” con el cual el mes pasado comenzaron las actividades por el 75º Aniversario de la institución. En la exclusiva actividad presidida por el gerente del establecimiento y una representación de la Empresa Palmares contamos con la presencia de prestigiosas figuras como Ana Núñez Machín, Alicia Pineda, Julio Acanda o este humilde servidor para recordar-–entre amigos y mojitos—estas agradables y líquidas remembranzas… Si así fue servido el entrante…¿Cómo será el postre del próximo 26 de abril..?

No hay comentarios:

Publicar un comentario