__________________________

__________________________

19 nov. 2011

A PROPÓSITO DEL DIA INTERNACIONAL DEL NIÑO

La Convención sobre los Derechos de la Infancia estableció normas para proteger a los niños y las niñas de todo el mundo de la explotación, el maltrato, y cualquier clase de agresión así como su derecho a la educación, familia, y vivienda. La Resolución fue adoptada en la Asamblea General de las Naciones Unidas el 20 de noviembre de 1898. A partir de entonces, se celebra el Día Internacional del Niño todos los años en dicha fecha.

Tan significativo acontecimiento ha inspirado a numerosos artistas en la ejecución de trabajos alusivos a la fecha. Caricaturistas amigos de Cuba han realizado encomiables trabajos alegóricos a esos “Príncipes Enanos” de que hablara nuestro Apóstol José Martí. Entre ellos cuento al fraterno dibujante español Carlos Giménez, quien ilustró en 1999 el cuaderno de historietas “Los Derechos del Niño y la Niña”, cuya carátula ofrecemos a continuación.

Otro colega que realizó una tarea similar fue Joaquín Lavado (Quino) al realizar un afiche en 1976 para celebrar el Año Internacional del Niño, tal y como su hija de papel Mafalda veía cada uno de los diez principios de la Declaración que sería presentada en la Convención citada anteriormente. El autor argentino cedió sus derechos sobre esa edición a la UNICEF, la misma institución a la cual en estos días le niegan financiamiento naciones tan poderosas como Estados Unidos y Canadá por discrepar de su reconocimiento al estado palestino, y ha privado por lo que va de año a sus beneficiarios. Los niños auxiliados por la UNESCO no tienen la culpa y deberían seguir recibiendo su generosa ayuda. La rectificación de este grave error –por lo menos para el 2012-- sería la mejor noticia en este Día Internacional del Niño.

Desconozco que existan iniciativas similares de otros humoristas gráficos, en su defecto aquí va nuestra oferta:

Al acercarnos a la fecha, BLANQUITO el autor de este blog se enorgullece también en darle a sus amables vecinos, la visión actualizada de esos Diez Mandamientos.

1.- El niño disfrutará de todos los derechos enunciados en esta Declaración sin excepción alguna ni discriminación por motivos de raza, color, sexo, idioma religión, opiniones políticas o de otra índole.

2.- El niño gozará de una protección especial y dispondrá de oportunidades y servicios dispensados por la ley, para que pueda desarrollarse física, moral, espiritual y socialmente en forma normal y saludable.

3.- El niño desde su nacimiento tiene derecho a un nombre y a una nacionalidad.

4.- El niño debe gozar de los beneficios de la seguridad social, con derecho a crecer y desarrollarse saludable. Proporcionándole cuidados especiales tanto prenatal como postnatalmente; alimentación, vivienda, recreo, y servicios médicos adecuados.

5.- El niño, impedido físico, social, o mental, debe recibir el tratamiento, la educación y los cuidados que requiera su caso particular.

6.- El niño para su desarrollo pleno necesita amor y comprensión. Deberá crecer al amparo y bajo la responsabilidad de sus padres, en un ambiente de afecto y seguridad moral y material. Salvo casos excepcionales no deben separarse el niño de corta edad del seno materno. La sociedad y las autoridades públicas tendrán la obligación de cuidar a los infantes sin familia o que carezcan de los medios adecuados de subsistencia.

7.- El niño tiene derecho a recibir educación gratuita y obligatoria, por lo menos en las etapas elementales. En condiciones de igualdad de oportunidades, desarrollar sus aptitudes, su sentido de responsabilidad. Además debe disfrutar plenamente de juegos y recreaciones. La sociedad y las autoridades públicas se esforzarán por promover el goce de este derecho.

8.- El niño debe, en todas las circunstancias, figurar entre los primeros que reciban protección y socorro.

9.- El niño debe ser amparado contra toda forma de abandono, crueldad, o explotación y mucho menos objeto de trata. No debe permitírsele trabajar antes de una edad mínima adecuada, ni dedicarse a empleos alguno que pueda perjudicar su salud o educación.

10.- El niño debe ser preservado contra las prácticas que fomenten la discriminación racial, religiosa, o de cualquier otra índole. Educado en un clima de tolerancia, amistad, paz y fraternidad universal, con plena conciencia de que debe consagrar sus energías y aptitudes al servicio de sus semejantes.

Son diez principios inviolables, y finalizo deseándole a todos trescientas sesenta y cinco veces seguidas ¡FELIZ DÍA INTERNACIONAL DEL NIÑO!

No hay comentarios:

Publicar un comentario